Blogia
MACONDO

Carpeta gris

De cometas en el cielo...

De cometas en el cielo...

 
La madrugada del 12 de Abril de 1986 un amigo, JL, y yo nos subimos a mi coche y nos dirigimos a un cerro elevado que hay cerca del pueblo cacereño de Casar de Palomero (a unos 25 kilómetros de donde yo trabajaba entonces). Desde lo alto pudimos observar, maravillados, la aparición en el cielo (a la izquierda de nuestro campo de visión) del mítico cometa Halley... Fue sorprendente; no tenía nada que ver con lo que nos habíamos imaginado que sería, de acuerdo con las fotografias y grabados que habíamos observado en libros, revistas o la televisión de entonces. Imaginamos la cantidad de personas que, a esa misma hora, en el mundo estarían mirando al cielo como nosotros... En los millones de seres que a lo largo de los siglos se habrían extasiado, sorprendido, asustado con su aparición en los cielos... También comentamos que seguramente no podríamos volver a ver su regreso en 2061...
   
Diez años después, el 22 de Marzo de 1996, junto con mi hija mayor Ca, que cuando lo del Halley contaba con seis años de edad, nos fuimos a ver, anochecido, el cometa Hyakutake a un paraje casi mítico y misterioso; el Pinar de Monte Algaida, cercano a la ciudad gaditana de Sanlúcar de Barrameda. De este lugar existe mucha literatura relacionada con la historia, con la arqueología, con la parasipcología, con la ecología, etc, etc... Nosotros estuvimos admirando aquel cometa por una zona que llaman "La Casa del Guarda", y no sucedió nada más digno de mención que el susurro de la brisa en los árboles y las llamadas y cuchicheos de las aves nocturnas...
   
Al año siguiente y desde la azotea de nuestra nueva casa, toda la familia y durante algunos meses, pudimos asombrarnos con el espectacular cometa Hale-Bopp... Se convirtió en una costumbre subir, al anochecer, para observarlo a placer en el cielo del noroeste...
   
Después han seguido otros espectáculos celestiales como eclipses de Sol y de Luna, conjunciones planetarias, lluvias de estrellas, ocasos llenos de color, etc... Incluso una noche de verano, Mv y yo, sentados en el jardín, vimos como, de pronto, se iluminaba el cielo durante unos segundos a causa de la caída de un bólido...
   
¡En qué medida nos empequeñece el firmamento!, ¡cómo nos sigue maravillando la contemplación de los cielos!... ¡Cuántas preguntas sin respuestas!....
   
  

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

El ADN más antiguo cuestiona que la humanidad venga de África.

Una investigación en la que se ha analizado ADN humano de hace 60.000 años pone en duda la versión clásica de la evolución
La Vanguardia - 10/01/2001 - Josep Corbella.

ARCHIVO
El estudio de los fósiles ayuda a reconstruir la historia de la humanidad

BARCELONA. - Científicos australianos han analizado el ADN humano más antiguo conocido hasta la fecha: 60.000 años. Su investigación pone en duda una teoría aceptada por la mayoría de expertos en evolución humana: que nuestra especie apareció en África hace unos 200.000 años y después se extendió por el mundo barriendo a las especies humanas anteriores como los neandertales y el "Homo erectus". Como explicación alternativa, los investigadores proponen que la humanidad evolucionó simultáneamente en África, Asia y Europa y que los neandertales y el "Homo erectus" no se extinguieron, sino que son nuestros abuelos.

Los científicos han analizado un fragmento de ADN del hombre de Mungo, que vivió en Australia hace 60.000 años, y de otros nueve especímenes, también australianos, que vivieron hace más de 8.000 años. Todos ellos están clasificados como "Homo sapiens" ya que tienen un esqueleto igual que el nuestro. Genéticamente, sin embargo, son distintos: el pequeño fragmento de ADN que los científicos han analizado no tiene nada que ver con el de los humanos modernos.

La investigación, que se publicará este mes en la revista "Proceedings", de la Academia Nacional de Ciencias de EE.UU., llena un importante vacío en el estudio genético de la evolución humana. Hasta ahora, las tres únicas muestras de ADN antiguo que se habían analizado pertenecían a neandertales. Las muestras, de entre 28.000 y 45.000 años, eran muy diferentes del ADN de los humanos modernos. Esta diferencia genética se había interpretado como una prueba de que los neandertales y los humanos modernos son especies distintas.

Pero esta interpretación tenía detractores: "Faltaba comparar el ADN (...) de los 'Homo sapiens' actuales con el de fósiles antiguos" clasificados también como "Homo sapiens", apunta John Relethford, de la Universidad del Estado de Nueva York (Estados Unidos) en un artículo que la revista "Proceedings" ha difundido ya por Internet.

Es lo que han hecho los científicos australianos. Una vez demostrado que el fragmento de ADN de "Homo sapiens" antiguo que se ha analizado es distinto del ADN de los "Homo sapiens" modernos, se desmorona la tesis de que los neandertales eran una especie distinta porque tenían un ADN distinto. La investigación representa así un nuevo capítulo en el viejo debate que enfrenta, desde mediados de los 80, a la mayoría de investigadores que sostiene que nuestra especie salió de África hace 100.000 años y a la minoría que cree que ha estado evolucionando en tres continentes desde hace un millón de años.

"Lo que nuestras pruebas demuestran es que la situación es mucho más compleja de lo que cualquiera de los defensores de la teoría ‘out of Africa’ hubiera imaginado", declaró ayer a Associated Press Alan Thorne, científico de la Universidad Nacional Australiana que ha dirigido la investigación.

© Copyright La Vanguardia Digital 2002. All Rights Reserved
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres